Ambicioso plan alemán de energía eólica offshore


El inversor financiero Blackstone partipará con cerca de 1.000 millones de euros (1.600 millones de dólares) en el ambicioso proyecto de construir un parque eólico offshore en Alemania, lo que al conocerse la semana pasada reavivó entre los alemanes el entusiasmo y el escepticismo que el proyecto despierta por igual.
Blackstone se asociará con la alemana Windland GmbH de Berlín para construir un enorme parque de energía eólica en el mar Báltico.
El proyecto «Meerwind» comprende 80 turbinas de viento al noroeste de Helgoland, y tras su culminación, el parque eólico deberá producir a diario electricidad para cerca de 500.000 hogares.
«Este proyecto contribuirá a garantizar la provisión de energía en Alemania y pondrá en marcha una nueva industria de producción energética offshore en el mar Báltico», dijo el fundador de Windland, Joachim Falkenhagen, entusiasmado con la decisión del inversionista mundial Blackstone.
El gobierno alemán apunta con su programa de protección del medioambiente a construir grandes parques de energía eólica en el mar Báltico.
«Apoyamos el proyecto, pero no compartimos la euforia», sostuvo en conversación con dpa por su parte Ulf Gerder, portavoz de la Asociacion Alemana de Energía Eólica.
Gerder reconoce los enormes desafíos técnicos que implica instalar turbinas a 40 kilómetros de la costa. «No tenemos experiencia en este campo», dijo en conversación con dpa.
Los ambiciosos planes que presentó el ministro alemán de Transporte, Construcción y Temas Urbanos, Wolfgang Tiefensee, incluyen la licenciación de 30 parques de energía eólica offshore, que hacia 2030 deberán cubrir cerca de 15 por ciento de las necesidades energéticas del país.
La legislación alemana sobre energía renovable ofrece distintos incentivos para inversores. Los generadores offshore recibirán 15 centavos de euro por kilovatio-hora, mientras que en tierra reciben sólo nueve centavos por la misma unidad.
El sitio donde se emplazará el parque se eligió por motivos ambientales y de conservación. La idea es interferir las rutas de las aves migratoras lo menos posible y preservar la vista que se tiene desde la costa.
Mientras los daneses, los holandeses y los británicos construyeron parques eólicos junto a la costa, en ninguno de esos países existe la experiencia suficiente para colocar las enormes turbinas a tanta distancia de la costa.
Gerder fija los costos de construcción en tierra en cerca de un millón de euros (1,6 millones de dólares) por megavatio instalado. Cuarenta kilómetros mar adentro, la cifra se duplicaría o triplicaría, augura.
Este cálculo no considera los costos de conexión entre las turbinas y la red de distribución eléctrica nacional.
Sin embargo, Gerder predice que hacia 2020, Alemania tendrá unos 10.000 megavatios de capacidad instalada offshore, mientras en tierra la capacidad de generación será de 45.000 megavatios.
La asociación trabaja con el supuesto de que el funcionamiento a capacidad plena se alcanza en tierra durante unas 2.500 horas por año, mientras que offshore, donde los vientos son más fuertes y constantes, podría elevarse a 3.600 horas de las 8.700 que en total tiene un año.
Pero todavía quedan pendientes cuestiones ambientales. ¿Los miles de enormes ventiladores girando sobre el mar afectarán a los pájaros? ¿Cuán perturbadoras resultarán la obra de montaje del parque eólico? ¿Qué efectos tendrán los campos electromagnéticos que genere el tendido de cables submarinos?
Son preguntas que aún deben responderse. La organización mundial de la salud (OMC) de Naciones Unidas, por ejemplo, lleva a cabo actualmente un estudio sobre campos electromagnéticos.
«Algunos investigadores indican que los campos electromagnéticos generados por cables submarinos podrían interferir en la detección de presas o capacidades de orientación de los animales que viven en las inmediaciones», sostiene un docuemento de la OMC.
«Los costos de mantenimiento son otro tema», dice Gerder. «No se puede subir al auto y llegar hasta donde hay un problema, como se hace en la tierra».

Fuente. Diario La mañana de neuquén suplemento Energía
Cantidad de páginas: 1

Deja tus comentarios